Simuladores para mejorar la respuesta ante ceros eléctricos

Todos hemos vivido en alguna ocasión un apagón eléctrico y hemos sufrido las consecuencias de que se quedaran nuestros hogares y puestos de trabajo sin electricidad. A mayor escala, un apagón masivo afecta a hospitales, centros de salud, aeropuertos, comercios y puede llegar a generar el caos entre la ciudadanía.

Los simuladores de salida de cero están demostrando ser una herramienta eficaz para reducir el tiempo de reposición de ceros eléctricos.

¿Qué son los ceros eléctricos?

Los ceros eléctricos o “apagones” suceden esporádicamente en los sistemas eléctricos aislados, como los que hay en las islas, dado su reducido tamaño e inestabilidad. En ocasiones pueden tardar varias horas en ser resueltos. Se trata de la parada total de la planta, dejando hogares e infraestructuras críticas sin electricidad.

¿Qué consecuencias negativas tienen los ceros eléctricos?

Los ceros eléctricos son causantes de numerosas pérdidas económicas. Por un lado, afectan a los consumidores, quienes se ven desprovistos de electricidad para sus consumos, lo que es cada día más necesario. Por otro lado, también causan inconvenientes a las compañías eléctricas: en primer lugar, producen la pérdida de confianza de sus clientes, lo cual afecta a su reputación y prestigio, y, en segundo lugar, las compañías deben afrontar las cuantiosas penalizaciones impuestas por la administración en estos casos.

¿Qué aporta Tecnatom a la solución de esta problemática?

La toma de conciencia de la magnitud del problema llevó a las compañías eléctricas a la búsqueda de soluciones para evitar estos ceros o, al menos, reducir al mínimo sus consecuencias. Una de las acciones propuestas fue mejorar el entrenamiento de los operadores de la central para que pudieran resolver la situación en el mínimo tiempo posible.

Tecnatom, que cuenta con una gran experiencia en el ámbito de la simulación aplicada a la formación del personal que trabaja en las centrales eléctricas, ha participado en el desarrollo durante los últimos 4 años, de diversos simuladores para sistemas insulares aislados.

En concreto, se han entregado nueve simuladores para centrales diésel insulares.

Simuladores para el entrenamiento de los operadores

Los simuladores, idénticos en apariencia y funcionalidad a los puestos de mando de las Salas de Control de las centrales, permiten el entrenamiento de los operadores de planta en distintas situaciones operativas. Estas operaciones abarcan desde operación normal a operación con fallos y emergencias, destacando, como no puede ser de otra forma, la salida de cero o “rearranque de la central tras un apagón”.

Los beneficios del uso de estas herramientas durante la formación inicial y reentrenamiento de los operadores son claros, les ayuda a ganar práctica y experiencia en las operaciones que se deben realizar para salir de cero, con lo que se pueden enfrentar de una forma más serena y confiada a esta situación cuando se produce en la realidad.

Caso real: reducción del tiempo de respuesta en un factor 1/7

La utilidad del uso de los simuladores quedó demostrada el 20 de marzo de 2018, cuando la Central de La Palma sufrió un incidente que dejó sin luz a sus habitantes. Esta vez, la respuesta de la central permitió reestablecer el suministro completamente en poco más de hora y media, tiempo muy inferior al habitual en estas situaciones (unas diez horas) tal y como quedó recogido en declaraciones a los medios (ver más).

Esto ha llevado a que nuestros clientes valoren muy positivamente nuestros simuladores como herramienta de apoyo en la formación de sus trabajadores. En Tecnatom nos sentimos muy orgullosos de su satisfacción, y esperamos poder seguir contribuyendo a la mejora de la operación de las Centrales Diesel en su camino hacia la excelencia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here